Técnicas en sondeos de agua y perforaciones geotérmicas.

 

Un detallado estudio previo ha de ser el correcto comienzo de todo sondeo de agua o perforación geotérmica. Dicho estudio nos permitirá planificar de forma acertada el número de perforaciones a realizar así como su vaciado y limpieza idóneos.

Desde hace años el incremento de perforaciones geotérmicas ha crecido de forma exponencial. Los ahorros en costes de energía, el ser muy respetuosa con el medio ambiente o ser una fuente de energía inagotable, han catapultado este tipo de combustible alternativo. Paralelamente, la independencia que te garantiza tu propio suministro de agua, el auge de la construcción o el agotamiento de antiguos acuíferos ha hecho proliferar los sondeos de agua en toda la península.

De estos se deriva la importancia creciente de las perforaciones con técnicas más respetuosas con el medio ambiente. Los últimos avances tecnológicos han desarrollado nuevas formas de perforación.

Las perforaciones geotérmicas o sondeos de agua mediante modernas técnicas, permiten horadar terrenos sedimentarios con las más altas cotas de calidad y seguridad. En concreto el sistema de perforación mediante el proceso de rotación a circulación inversa, permite hacer sondeos más respetuosos con el medio ambiente. Nos permiten la no utilización de siliconas no bentonitas, con el consiguiente beneficio para los acuíferos circundantes ya que no se impermeabilizan y por tanto permite que al agua siga fluyendo.

Sondeos y perforaciones más ecológicos sinónimo de madurez

Otro de los grandes beneficios de estos procesos de perforación es la posibilidad que nos brinda de poder recoger, cada metro, de muestras intactas de la capa perforada. Esto ayudará de forma notable al estudio y posterior planteamiento de la columna de entubado de la perforación.

Desde todos los estamentos u organizaciones públicas nos vienen anunciando el tan conocido cambio climático. Aportemos nuestro granito de arena contratando servicios más respetuosos con los acuíferos y ecosistemas locales.

Los años de experiencia han permitido a Perforaciones Jofer convertirse en una de las empresas de referencia en técnicas más tolerantes con el medio ambiente en cuanta  a sondeos de agua y perforaciones geotérmicas se refiere.

 

 

Sondeos de agua y huertos

Los sondeos de agua consisten en la realización de un exhaustivo estudio de todo tipo de terrenos y en la perforación de la tierra para la detección y extracción de agua subterránea. Es un método al que han recurrido muchas personas que, en tiempos de crisis, se han convertido en agricultores amateurs aunque, durante años, esta práctica ya era conocida y utilizada frecuentemente en chalets, piscinas, jardines, superficies industriales, etc.
Bajo nuestros pies, bajo el suelo que pisamos, se esconde, sin duda, una importante fuente de vida y de energía inagotable: el agua. Acceder a ella requiere en muchos casos realizar, como decíamos, sondeos de agua que presentan otra gran ventaja, permiten alcanzar grandes profundidades a un coste mucho inferior si lo comparamos con cualquier otro tipo de captación.
Los sondeos de agua que sirven como abastecimiento de huertos son la mejor manera de regar regularmente hortalizas y verduras. Por este motivo, disponer de agua propia nos permitirá conseguir un mayor ahorro económico en la compra del mes. Además, nos aseguraremos de que los alimentos que consumimos y que ponemos encima de la mesa no contienen ningún producto químico que nos perjudique, disfrutando de una alimentación más variada.
Para ponerlo en práctica es necesario recurrir a profesionales en este campo que dispongan de los medios y aparatos apropiados para tal fin: un elemento de rotura del terreno, un motor de accionamiento, un sistema de eliminación de detritus, un sistema de mantenimiento de las paredes de la obra, etc.
Empresas como Gómez e Hijos se han especializado en perforaciones de suelo. 30 años de experiencia le avalan, en este caso, como un referente capaz de determinar si el terreno sobre el que queremos trabajar cuenta con las características suficientes para garantizar un aprovechamiento óptimo del agua subterránea: saber si es de calidad el líquido a extraer, establecer unas previsiones sobre el comportamiento futuro del acuífero, etc. Todo ello, nos ayudará a conocer la viabilidad de nuestro proyecto, ya sea un huerto o una piscina.